Gestión sostenible para personas. @UniversitasTef

Nunca lo había pensado desde ese punto de vista, pero esta semana he tenido una serie de clases acerca de la importancia de que los gestores de las empresas sean sostenibles también. Que un gestor sea sostenible quiere decir muchas cosas, una de ellas, quizá la más importante, es que debe tener -en la medida de lo posible- una buena salud tanto física como mental, y en ello puede jugar un papel importante la actividad deportiva.

Todos estamos demasiado ocupados, no tenemos tiempo para nada, y es cierto que hay acuerdo en que la carga de trabajo es excesiva para además tratar de encontrar tiempo para hacer “algo” de ejercicio que nos mantenga con suficiente energía, que ayude a sostener en el tiempo el nivel de exigencia de nuestros puestos de trabajo. Steven MacGregor (CEO de the Sustainable Executive Academy) nos ha enseñado dentro del Postgrado que estoy cursando en Universitas Telefónica algunas técnicas para mantener la actividad sin sacrificar aún más nuestra agenda.

Ejercicios breves. Cambios pequeños de rutinas que nos llevan a una vida menos sedentaria, y una medición exhaustiva de nuestro rendimiento, pueden hacer que desde un pequeño cambio lleguemos a mejorar nuestra salud, y el estado de ánimo para -al final- ser mucho más productivos durante mucho más tiempo.

Una de las mejores explicaciones que he recibido esta semana en Barcelona ha sido ¿Porqué limitar el desarrollo de las personas exclusivamente de cuello hacia arriba?. Ver al ejecutivo como un todo, para facilitar su desarrollo en el largo plazo y mejorar su eficacia estoy convencido de que puede contribuir a la mejora de la calidad de vida y también a la mejora profesional, haciendo a las personas (y por tanto a las empresas) más resitentes a la fatiga y el stress que genera la actividad.

Gracias Steven, un gran trabajo.